Pelayaserías - El blog de Pepe Pelayo
Concierto lector
Libros de Pepe Pelayo

A propósito de estatuas y monumentos

1_38.jpgHoy leí que se está construyendo un monumento al humorista gráfico Forges. Me vino a la mente que ya está terminándose también la estatua de dos metros del comiquísimo Chiquito de la Calzada. Entonces comencé a recordar y buscar estatuas y monumentos a humoristas. No haré el chiste requeteusado de catalogar a los políticos como humoristas, porque ellos sí tienen abundantes estatuas. Solo mencionaré a verdaderos humoristas profesionales. Y encontré más de lo que pensaba en esa búsqueda. Ojalá que esa forma de recordar y honrar a los grandes artistas que hicieron reír a los pueblos se mantenga.

En rigor humortis: "Las personas más sinceras tienen menor sentido del humor?

1450265524_874090_1450265783_noticia_grande.jpgMe entretuve leyendo la traducción de un estudio publicado en el Journal of Personality and Social Psychology. Se trata de una investigación dirigida por los profesionales Kai Chi Yam y Christopher Barnes de la Universidad de Washington en Seattle, Estados Unidos. Supe que ellos escogieron a un grupo de cien personas a las que se les pidió que evaluaran chistes y que, de acuerdo a éstos, dieran a conocer sus opiniones de la forma más sincera posible.

¿Cuál fue el resultado? Aquellas personas que se mostraron más sinceras, presentaban menor sentido del humor, aseguraron los investigadores. Al leer aquello enseguida me pregunté: ¿significa que mientras más hipócrita y deshonesto es alguien, mayor sentido del humor tiene?

Interesantísima investigación

descarga_37.jpegUn humorista en escena, o a través de una caricatura, hace una gracia sobre la corrupción que se le descubrió a un determinado político y enseguida la gente capta el chiste, ríe y hasta aplaude.

Sucede también cuando el humorista (escénico, gráfico, etc.) hace una gracia sobre el sexo. La gente ríe de inmediato. Y más si lo hace con obscenidades, vulgaridades, groserías. Éxito seguro.

Páginas