Entrevistas

Espacio dedicado a las preguntas que he respondido a lo largo de mi carrera en el humor, y que han sido publicadas en libros, en la prensa escrita, radial, televisiva o digital.

Medios

País

Año

Publicado por la Revista "Hacer Familia", Chile. No. 198. Julio, 2014

"El humor, antídoto a la agresividad".
Por Luz Edwards
 
Los chilenos tendemos más a ser tontos graves que livianos de sangre. Y eso puede ser una de las causas de una forma de ser agresiva. Porque cuando todo es dramático o cuando se vive esperando el error de los demás, el ánimo fácilmente se carga al mal genio. ¿Podemos cambiar? El escritor Pepe Pelayo, cubano de nacimiento, pero también con nacionalidad chilena, dice que sí.

¿Sobrevaloramos la seriedad?
-Lo serio no es lo opuesto de humor, como muchos piensan. Todos se van creyendo el cuento de que es importante aparentar “seriedad” para demostrar ser responsable, cumplidor, honesto, etc., como si esas cualidades no corrieran para los alegres y risueños. Pero veo que eso está empezando a cambiar. Cada día hay más conciencia de que “uno no se debe tomar la vida demasiado en serio, porque nunca saldrá vivo de ella”.

¿El humor baja la agresividad?
-No creo que a todos esa falta de humor los lleve a ser agresivos, pero es cierto que el humor ayuda. Tal vez, si escogieran a personas con gran sentido del humor para representarnos en la ONU, por ejemplo, jamás habría guerra. Porque es muy difícil invadir a un país cuyo representante se pare ante todos y comience a burlarse de los defectos de su nación. Y si el supuesto enemigo hiciera lo mismo, después de esa sesión de hilaridad honesta, donde se compartió sonrisa, risas y carcajadas, es imposible odiar. La risa une.

¿Pasaría lo mismo en una familia?
-Se sabe que, al mismo tiempo, un ser humano no puede tener dos emociones contrarias. Si está alegre, no puede estar enojado a la vez. Por tanto, si vivimos con un estado de ánimo positivo, de buena disposición ante la vida, o lo que es lo mismo de buen humor, entonces no es posible desarrollar una actitud negativa como la agresividad.

¿Cómo reconocer qué no es humor sino algo que perjudica?
-Depende de las buenas o malas intenciones del que crea o transmite el comentario. Una burla es aceptable, e incluso puede ser positiva, si la víctima ríe con el burlador. Pero cuando el burlado deja de reír, inmediatamente hay que suspender la burla por el daño que produce, sobre todo en los niños.