Textos en serio

No más encapuchados

capturadepantall-858b60c72d95df6196fc353eca55dc3d-1200x600.jpgAcabo de ver el lienzo en el frontis de la Universidad de Chile (en la foto) que dice “No más encapuchados”. Me extrañó, lo confieso. Porque hace mucho tiempo que esos entes antisociales deambulan impunemente por nuestras calles y salvo contadas veces y en específicos momentos, a nadie le ha importado mucho el tema. Me refiero a políticos, a la Universidad y sus federaciones de estudiantes, a sectores sociales, etc.
Entonces me pregunté, ¿por qué ahora sí hacen público el repudio a los encapuchados? La única respuesta que encontré fue: porque le pegaron brutalmente al hijo de una diputada.
Pero si es eso, me molesta que se llegue a ese punto de que le toque ser víctima a un político –o a sus seres queridos-, para que se haga algo contra ese cáncer social que vivimos. Es como si fuera necesario que le roben con violencia a un fiscal o a un juez para se castigue como se merece a un delincuente.

La violencia se impone

458384_1.jpgNo estamos bien. En el mundo no estamos bien. Pero solo me referiré a Chile... En una ocasión fuimos a presentar un Concierto Lector a una Feria del Libro y acordamos con los organizadores entrar por detrás del recinto para cargar menos los libros, la guitarra, etc.. Pues al llegar, el señor de seguridad no nos dejó pasar, porque nadie le había avisado y él tenía orden de no dejar entrar a nadie. Hasta ahí todo bien. Fue una descoordinación. Pero el hecho importante para esta reflexión es que ese guardia nos trató pésimo, con prepotencia. Entonces ahí teníamos dos posibilidades, o le caía a golpes y patadas y/o lo llenaba de gritos e insultos; o llamábamos a los organizadores, que fue lo que hicimos.

¿Día de las Madres?

7582_dominado.jpg¿Cómo surgió el Día de las Madres? Copio aquí, sintetizada, la información que encontré googleando: La celebración comenzó en el siglo XVII en Inglaterra, conocida como “Domingo de la madre”. Los ingleses que llegaron a Estados Unidos conservaron la tradición. En la primavera de 1907, Ana Jarvis, ama de casa quien recién había perdido a su madre, les escribió a profesores, políticos y abogados para que la apoyaran en su celebración a las madres. La fecha escogida fue el segundo domingo de mayo. En 1910, la celebración del día de la madre se realizaba en todo Estados Unidos. La fecha fue proclamada como oficial en 1914.

Sobre bomba terrorista

descarga_4.jpegLo fundamental que distingue a los humanos, de un ser vivo cualquiera que no piensa, es estar consciente del valor de la vida, del valor del ser humano, sea éste blanco o negro, atleta o discapacitado, hetero u homosexual, pobre o rico, ignorante o genio, de izquierda o derecha, creyente o ateo, etc., etc.

Por lo anterior, los terroristas, en cualquier variante como los ecoterroristas que se adjudicaron el envío de una bomba al presidente del Metro, con ese desprecio a la vida humana, que por el solo hecho de pensar distinto a uno merece la muerte, deben estar recluidos –para mí-, con cadena perpetua y duros trabajos que paguen su encarcelamiento y no tengamos que pagarlo los contribuyentes (no estoy por la pena de muerte, para no ser como ellos).

La pandemia del terror

57548368_10219321585173770_5061370636211847168_n.jpgTodos quisiéramos erradicar el cáncer, el SIDA y las epidemias de este mundo. Por eso los países gastan mucho dinero en investigar, experimentar y crear los remedios para combatir esos flagelos. ¿Pero qué pasa con las pandemias llamadas AL Qaeda, Estado Islámico, Hamas, Hezbolá, Boko JMI (Jamaat-ul-Mujahideen India) y ahora el National Thowheeth Jama’ath (NTJ) en Sri Lanka? ¿No deberían los países gastar dinero también en tratar de eliminar esas plagas que tantos muertos provoca y tanta destrucción produce? Esas pestes son enemigos de cristianos, judíos, budistas, hinduistas, ateos, agnósticos, mujeres, gays, deportistas, boy scout, enfermeros, humoristas, campesinos y hasta de los musulmanes que no piensan como ellos.

Páginas