Sobre Teatro, Radio y Medios Audiovisuales

Diarios

(...) A las 18:00 es el turno del humorista cubano (nacionalizado chileno), Pepe Pelayo, presentando su exposición "Fhotochistesis", fotografías humorísticas en Foz de Arouce, del Momo, Museo do Circo, espacio inaugurado a principios de este año. El viaje continúa, en el mismo local, con la tertulia "Sonriendo con los payasos", en un intercambio de sensibilidades sobre la importancia social del humor. El público que abrirá la exposición solo ganará participando en el evento, que ya ha asegurado la participación del propio Pepe Pelayo, Osvaldo Macedo de Sousa, historiador de humor gráfico y el grupo de artes circenses Companhia Marimbondo".

Diario Trevim. 30 de agosto, 2019. Lousá, Portugal.

"(...) El humorista y escritor matancero Pepe Pelayo, fundador del icónico grupo humorístico La Seña del Humor en Cuba, presentará en Miami una exhibición de humor gráfico que promete poner a la audiencia a reír y reflexionar (...) Pelayo, además de comediante que ha incursionado en el teatro, la radio y la TV, es guionista, ingeniero y especialista en teoría del humor. Es un prolífico autor con más de 50 libros publicados, entre estos varios infantiles. El humor es la amalgama de toda su obra (…)".

Abel Fernández, El Nuevo Herald. Miami, Estados Unidos, 8 de marzo de 2019. Miami, Estados Unidos.

“Los experimentados señeros deleitan al público habanero en el Teatro Karl Marx; desde la platea baja hasta el segundo balcón se vieron colmados de una concurrencia joven, y menos juvenil, con todos los gustos y exigencias que en su mayor o menor medida fueron satisfechos en el espectáculo de la popular agrupación matancera (…) Reímos <a pierna suelta> con Señales de Humo…®, un paso de avance en el desarrollo de La Seña”. (Periódico Girón, 17 de marzo de 1988).

 

“Loquitas y ropones es el espectáculo que los próximos sábado y domingo llevará a la escena del Sauto La Seña del Humor matancera. Con esa presentación el colectivo celebrará su primer aniversario, a propósito, lleno de éxitos muy bien ganados”. (Periódico Girón, 15 de enero de 1985).

“Trece grupos y solistas competirán en el III Festival La Seña’91 que se desarrolla en el Centro Promotor del Humor Cine Teatro Acapulco, en ocasión del séptimo aniversario del grupo matancero, el cuarto de Sala-Manca y el primero del Centro. (…) Por el premio Melocactus Matanzano (…) competirán Fonotareco, Remanga la Tuerca, Nos y Otros, La Leña del Humor, Ulises Toirac, Sesar, Cuchilla, Triana, Onondivepa y otros. (…) Los días 22 y 24 será el homenaje a Sala-Manca con Eleuterio González (Telo), José Pelayo y Jorge Luis Sánchez, como invitados. Según explicaron Pelayo y Virulo, directores de La Seña y el Centro, respectivamente, al no poder realizarlo en Matanzas, se decidió unir el Festival con estos aniversarios”. (Periódico Granma, 9 de febrero de 1991).

“Asistí por primera vez a los grandes espectáculos de Virulo y el Conjunto Nacional; y un día vi en la escena del inmenso teatro Karl Marx a un grupo del que ya había escuchado hablar (…) La Seña del Humor de Matanzas. Un elenco de lujo. Grandes músicos, buenos actores, excelentes escritores. Quedé maravillado, atrapado, deslumbrado, pero nunca imaginé que poco tiempo después compartiría escena con ellos como miembro de otro antológico grupo: NOS Y OTROS. Todo esto ocurrió en apenas un par de años y ahora resulta que no más ayer estábamos en los emblemáticos teatros Mella y Sauto, celebrando el aniversario veinte del nacimiento de la Seña. (…) no se trata de nosotros, sino de lo que bien se hizo, de lo que con gran amor se realizó. Esa es la respuesta de por qué, 20 años después, ambas funciones (más una fuera de programa) se realizaron a teatro lleno y por qué el público (de todas las generaciones) aplaudía incansable la presencia de sus actores preferidos, de sus amigos de siempre, de los fundadores Pelayo, Moisés, Aramís, Adrián, Leandro, Miguel… La Seña del Humor de Matanzas (…) se ha divertido haciendo el mejor humor, ese que tras la sonrisa cala los huesos y te hace reflexionar. Contra ese humor no puede el tiempo, ni el hombre. Si alguien dudó de la efectividad de ese homenaje, lo siento. Yo siempre estuve seguro de que aún la Seña del Humor de Matanzas vive en nuestra memoria. Porque la Seña hizo, vamos a ver… lo que tenía que hacer”. (Periódico Juventud Rebelde, 25 de enero de 2004).

 

“Después de algo más de tres meses de ausencia de esta localidad, La Seña del Humor volvió a sus predios para presentase durante dos semanas consecutivas (viernes, sábados y domingos) en el teatro Sauto (MN). Ese tiempo lo empleó en actuaciones en diversos escenarios de Ciudad de La Habana, especialmente en el cine-teatro Acapulco, sede del Centro Promotor del Humor, donde presentó el espectáculo Lo oculto y lo popular, el cual gozó de la preferencia del público capitalino. Asimismo La Seña tomó parte —en funciones artísticas y como jurado— del recién celebrado Festival Nacional del Humor, y también en la Bienal Internacional de esa manifestación, en cuyo concurso Nacional de Literatura Humorística Juan Ángel Cardi, alcanzó varios galardones. La agrupación atípica matancera realizó, además, una temporada en la Sala Universal de las FAR, donde fue bien acogida”. (Periódico Girón, 23 de abril de 1991).

“Con buen paso entró en la gigante sala del Karl Marx el grupo La Seña, de Matanzas, en un espectáculo humorístico que han llamado How are you Claudio o Jaguar you Claudio (…) La gente se ríe, y hay buen humor, chistes ingeniosos y sobre todo un buen trabajo del lenguaje donde cada palabra puede ser utilizada en función de algo para lo cual no fue creada”. (Periódico Trabajadores, 31 de julio de 1985).

 

“Para quien conozca el trabajo de La Seña del Humor no puede haber pasado inadvertida la singular utilización de la música en sus actuaciones, así como la presentación de situaciones en las que coinciden los estilos culto y popular de afrontar el humor”. (Periódico Trabajadores, 8 de junio de 1989).

“Concluyó el domingo la segunda semana de la puesta de Jaguar you Claudio en el teatro Carlos Marx (…) una vez iniciada la puesta nada defrauda, más bien recompensa con creces a quien dedicó dos horas de su tiempo libre a ese inmejorable esparcimiento que es reír, incluso de las propias deficiencias. (…) Y si para conseguirlo se recurre a un lenguaje renovado, a una visión actual del humor, y a definidos propósitos no sólo de diversión sino de introspección, los resultados incrementan sus beneficios”. (…) En cuanto a la interpretación, comencemos por los integrantes de La seña (…) cuya actuación se mantuvo al nivel de los profesionales sin provocar altibajos en el ritmo de la puesta; pensamos que en gran medida logrado por la dirección artística de Virulo”. (Periódico Juventud Rebelde, 26 de junio de 1985).

Páginas