Pelayaserías - El blog de Pepe Pelayo
Concierto lector
Libros de Pepe Pelayo

¿La mayoría de los periodistas actuales son mediocres?

cara71_103.jpgNo podría asegurarlo. Redacté así el título para provocar, pero no sé en realidad si la mayoría de los periodistas son malos o es una errónea impresión, como supongo sea. ¿Pero por qué mucha gente los ve de esa manera? Por estas dos razones:

1-Muchos no ocultan sus ideologías y eso desagrada. Si dicen o escriben la noticia y después la comentan y ahí comparten sus pensamientos, perfecto. Incluso si coincido con ellos o no. En fin, uno es libre de seguirlos o no. Sin embargo, lo que hacen es mezclar sus opiniones con la noticia. Incluso falsean la noticia de lo tendenciosos que son. Por ejemplo. El periodista es simpatizante de “A” y no le agrada “B”. Entonces la noticia real es que “A” ataca a “B”, éste se defiende y cae herido “A”. Pero ellos colocan el título de la noticia así: “¡B hiere a A!” y solo en el tercer párrafo con letra chica cuentan que “A atacó a B” (si es que lo dicen). Obvio que lo hace para sembrar el rechazo hacia “B” en los lectores. Vergonzoso.

El libro pirata.

cara71_104.jpgMi hijo Axel me envía unas fotos (ver al final del texto). Se trata de mi libro "Lucía Moñitos, corazón de melón" pirateado y vendiéndose en una feria callejera en Maipú, Santiago. Como ese libro, más del 80% de mis libros publicados son "pirateados" (y son más de 30 títulos activos).
Para el que no conozca el significado del verbo "piratear" en estos casos, le explico que se trata de unos delincuentes que toman un libro publicado legalmente por una Editorial y fotocopian (o utilizan otra técnica similar) y lo venden a menor precio en mercados "alternativos". Es decir, venden productos que no son suyos, como si los fuera.

¿Cómo son esos libros piratas? Terribles. Porque para bajar los costos, los libros no salen a colores, las ilustraciones parecen manchas, con menos páginas y saltándose la enumeración, libros más pequeños, mal cortados, con cualquier margen y pegados como sea porque se les caen las paginas solo de mirarlos. En fin, un desastre.
 

Niños fuera de la ley.

cara71_73.jpgEntre otras cosas, yo me dedico a escribir para niños, a motivarlos a leer, a formarlos en el fondo. Los quiero y me quieren. Por ello me duele mucho ver a menores de edad haciendo cosas indebidas, produciendo daño, infringiendo la ley, etc.. Pero aunque me duela, deseo que los castiguen y también que tratemos por todos los medios de rehabilitarlos. Entonces, pensando y pensando cómo resolver ese problema, además de mejorar la educación, la pobreza y los sistemas de rehabilitación (cosas obvias y sabidas de siempre), se me ocurre que los políticos hagan una ley para que cuando agarren a un menor de edad que sea antisocial, delincuente, violentista, terrorista, etc., además de mandarlo a un centro de rehabilitación, castiguen a sus padres con mucha cárcel y altas multas, para que aprendan a criar bien a sus hijos. 

La siempre linda ciudad de Puerto Montt.

pttom25.jpg"Sentado frente al mar / pam paran paran pam / mil besos yo le di / pam paran paran pam... " Comienzo de la canción "Puerto Montt", del grupo uruguayo Los Iracundos (1968).
Siempre es un placer visitar esa ciudad y sentarse al calor de una estufa a contemplar el mar, pasear por el pequeño puerto de Angelmó admirando la mejor artesanía y terminar degustando un "Curanto de olla Guisado" a base de mariscos y carne de cerdo cubierto con hojas de col. ¡La vida misma! Gracias amigos, por la invitación. Final de la canción:
Puerto Montt / me alejé de ti / sin saber por qué / y yo la dejé / sola frente al mar / bajo el cielo azul / de Puerto Montt.

 

Cartas de mis lectores de Puerto Montt.

cartas.jpg

En medio de mis Conciertos Lectores en la Feria del Libro de Puerto Montt, se me acercó una niña para entregarme unas cuantas cartas. Le di las gracias muy contento (porque de verdad me encanta que me escriban mis lectores) y las guardé para leerlas después con calma.

Pues resulta que no aparece en ellas ni el curso de esos niños ni la Escuela.

Les pido, por favor, a los amigos “Cuenteros bajo la lluvia” si pueden averiguar esos datos. Una pista: la Profesora de Lenguaje se llama Carla.

Páginas