Textos en serio

Día del Libro y también del Derecho de Autor

images_6_1.jpeg“Cuando pagas por la obra de un artista, estás pagando cientos de horas de fracasos y experimentos, tiempo de frustraciones y gozos. Estás pagando por un pedazo de corazón, del alma, de ese artista”.
Este texto es casi literal al que leí en el muro de facebook de mi amigo Yovani Bauta. Yo lo resumí y le hice una breve variación para que abarcara todas las manifestaciones artísticas.
Es muy probable que todos estén de acuerdo con esa idea; sin embargo, son muchos los que no la practican, porque pagan por imitaciones, copias, versiones mediocres, vendidas sin pagar el derecho de autor.

Debido a que el Día 23 de este mes de abril celebramos el Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor, quiero reflexionar sobre, específicamente, el derecho de autor del escritor, porque lo conozco más. Es que con demasiada frecuencia los insensibles mercaderes “piratas” toman casi todos mis libros y los fotocopian o les hacen una versión en papel barato, sin pegar bien el libro, saltándose páginas, trocando el orden, las ilustraciones como manchas, etc.. Y encima de vender ese bodrio, es algo ilegal y me roban el derecho de autor que me corresponde.

Amigos en las buenas y en las malas

images_7_0.jpegAnoche escuché a un político decir: “los empresarios que están presos son mis amigos y yo se los dije en una carta y lo reafirmo aquí públicamente, aunque también dije que si cometieron alguna irregularidad deben pagar por ello. Pero los amigos tienen que serlo y demostrarlo en las buenas y en las malas”.
Al margen de un juicio político que no haré, lo que me interesa aquí es hacer una reflexión valórica.
¿Qué sucede con la frase “con los amigos en las buenas y en las malas”? Aparentemente es algo tan fuerte y hasta obvio dirían algunos que no hay por qué cuestionarla. Pero me quedé pensando y tengo bastantes dudas.
 
Por ejemplo, si un amigo estafa a un desconocido, o evade impuestos, o roba algo, etc., y a nosotros no nos perjudica directamente, al contrario, ese amigo se ha portado de maravillas hasta ayudándonos en los malos momentos, estoy seguro de que aunque consideremos que actuó mal éticamente, lo perdonamos, lo apoyamos y seguimos siendo amigos y ahí sí cabe “en las buenas y en las malas”.

Insultos contra las madres

descarga_2.pngMe gustaría de una vez y por todas, dejar bien claro que no estoy de acuerdo con la expresión “hijo de puta”. Todos sabemos que practicar la prostitución no es sinónimo de ser mala persona. Se sabe que, como en cualquier otro segmento de la población, como los médicos, peluqueros, los futbolistas, los estudiantes, los ministros, etc., existen entre ellos buenas y malas personas sin que esa condición tenga que ver con sus oficios o profesiones. Las prostitutas tienen hijos y la mayoría de ellas son tan buenas madres como cualquiera y esos hijos son buenos y malos como cualquiera.

Por lo tanto, ese estigma de que ser hijo de puta es sinónimo de mala persona debemos eliminarlo.

Pongo otra expresión en la misma silla de los acusados: “esa persona es mala leche”. Como si la leche que le diera a mamar la madre tuviera culpa de que esa persona fuera un hijo de puta… perdón, fuera un ser detestable.

¿Por qué tanto ensañamiento contra Arjona?

a1_0.jpgMucha gente adora a Arjona y la mayoría de la crítica lo despedaza.

Analicemos. Una obra artística puede hacer daño, puede ser beneficiosa y puede que no pase nada con ella. ¿La obra de Arjona hace daño? No creo. Daño causaría si sus letras fueran vulgares, groseras, ofensivas o cosas así y no lo son. ¿Y si como dicen los críticos sus letras fueran cursis, pretensiosas, sin poesía, o algo así, haría daño Arjona? No sé, muchos dicen que si se le da a consumir al masivo público algo de bajo nivel artístico, forman mal su gusto y ya nunca serían capaz de disfrutar de algo verdaderamente artístico, que eleve el espíritu.

Yo creo en eso, pero hay límites y no es tan fácil decidirse al enjuiciar, porque las letras de la mayoría de los cantantes populares son más planas y vacías que las de Arjona mil veces.

Para cubanos y chilenos

descarga_8_1.jpegSiempre me ha molestado cuando los cubanos hablan mal de la gente de los países donde han ido a parar en su exilio. En México DF, Madrid, Buenos Aires, Bogotá, Miami, entre otros lugares, he sido testigo de ese fenómeno. Siempre ponen de ejemplo en sus críticas, características “extraordinarias” que existen en Cuba y que no tienen esos pueblos. En Chile abundan mucho esas opiniones entre los cubanos: que los chilenos son aburridos, que son muy formales, que son taimados, que dicen que son amigos, pero te ponen limites enseguida, que tiene doble moral, etcétera.

Yo me armo de paciencia y explico que esas son características superficiales, que existe gente buena, mala y regular como en cualquier parte del mundo, que uno debe buscar a los que sean afines a nuestra forma de ser y actuar, etc. Pero no creo que sea algo especial contra los chilenos, porque, insisto, he oído quejas en todos los otros países donde me encontrado con cubanos. Es como que idealizan la “cubanidad”, en un estúpido nacionalismo.

Páginas